Compositores: Pixinguinha / Otávio de Souza

Pixinguinha es considerado uno de los mayores compositores de la música popular brasilera, contribuyó directamente para el "choro" (popularmente llamado "chorinho) encuentre una forma musical definitiva.
Compuesta en 1917 con el título "Evocaçao", pero Pixinguinha escribió solo la música, años después Otávio de Souza, un mecánico del suburbio carioca le agregó la letra. Dicen que Otavio se acercó a Pixinguinha en un bar mientras este se tomaba una y le dijo: "Pixinguinha tem uma letra que não sai da minha cabeça toda vez que eu escuto Rosa". A Pixinguinha le encantó y así nació esta canción que Orlando Silva popularizara años después. Se cuenta que era la canción favorita de su madre y que tras su muerte dejó de cantarla porque no podía intentarlo sin echarse a llorar.

Aquí una serie de versiones, desde la dulce voz de Marisa Monte (versión donde conocí la canción), pasando por Caetano Veloso y alguna versión instumental hasta un video donde un profesor nos enseña a tocarla, por si algún músico se anima a entrarle.
Que disfruten!

Versión: Orlando Silva (Brasil)


Versión: Marisa Monte - Disco: Mais (1991)

Versión: Caetano Veloso (Brasil)

Versión: Elisa Addor & Marina Spoladore



Versión: Ordinarius



Versión: Grupo de Choro Casa Velha



Aula de violão - instrutor Daniel Miranda



Letra:

Tu és, divina e graciosa
Estátua majestosa do amor
Por Deus esculturada
E formada com ardor
Da alma da mais linda flor
De mais ativo olor
Que na vida é preferida pelo beija-flor
Se Deus me fora tão clemente
Aqui nesse ambiente de luz
Formada numa tela deslumbrante e bela
Teu coração junto ao meu lanceado
Pregado e crucificado sobre a rósea cruz
Do arfante peito seu

Tu és a forma ideal
Estátua magistral oh alma perenal
Do meu primeiro amor, sublime amor
Tu és de Deus a soberana flor
Tu és de Deus a criação
Que em todo coração sepultas um amor
O riso, a fé, a dor
Em sândalos olentes cheios de sabor
Em vozes tão dolentes como um sonho em flor
És láctea estrela
És mãe da realeza
És tudo enfim que tem de belo
Em todo resplendor da santa natureza

Perdão, se ouso confessar-te
Eu hei de sempre amar-te
Oh flor meu peito não resiste
Oh meu Deus o quanto é triste
A incerteza de um amor
Que mais me faz penar em esperar
Em conduzir-te um dia
Ao pé do altar
Jurar, aos pés do onipotente
Em preces comoventes de dor
E receber a unção da tua gratidão
Depois de remir meus desejos
Em nuvens de beijos
Hei de envolver-te até meu padecer
De todo fenecer

Letra traducida:

Tu eres, divina y graciosa
Majestuosa estatua del amor
Por Dios esculpida
Y formada con ardor
Del alma de la más linda flor
Del más intenso olor
Que en la vida es preferida por el colibrí
Si Dios me fuera tan clemente
Aquí en este luminoso ambiente
Formada una pantalla deslumbrante y bella
Tu corazón junto al mío alanceado
Clavado y crucificado sobre el rosacruz
De su agitado pecho

Tu eres la forma ideal
Estatua magistral oh alma perenne
De mi primer amor, sublime amor
Tu eres de Dios la soberana flor
Tu eres de Dios la creación
Que en todo corazón sepultas un amor
La risa, la fe, el dolor
En sándalos olorosos llenos de sabor
En voces tan dolientes como un sueño en flor
Eres láctea estrella
Eres madre de la realeza
Eres todo en fin lo que hay de bello
En todo resplandor de la santa naturaleza

Perdón, si oso confesarte
He de amarte siempre
Oh flor, mi pecho no resiste
Oh Dios mío qué triste es
La incerteza de un amor
Que tanto me hace penar esperando
Llevarte un día
Al pie del altar
Jurar, a los pies del omnipotente
En conmovedoras preces de dolor
Y recibir la unción de tu gratitud
Después de convertir mis deseos
En nubes de besos
He de seducirte hasta que mi sufrir
Desaparezca totalmente